Asesoría para Padres

Como sabemos la adolescencia es un momento crucial en la vida del hombre. En esta etapa tanto los padres como en los hijos experimentan múltiples desafíos y problemáticas. Angustia, desconcierto, preocupación, encuentros y desencuentros acompañan esta compleja travesía. Por eso tanto los padres como los hijos pueden requerir de ayuda u orientación psicológica.

“En ocasiones, tanto la mamá como el papá se sienten sobrepasados y desbordados, se perciben como ineficientes e impotentes, surgen distintas complicaciones y múltiples interrogantes. Lidiar con el cambio de relación que proponen los hijos: más cuestionadores, críticos, rebeldes, delicados y espinosos no resulta fácil.”

Desde mi experiencia el trabajo terapéutico que se realiza con un adolescente implica necesariamente orientación o asesoría para los padres. A veces, puede ser necesario trabajar inicialmente con los padres y después trabajar con el adolescente, o con ambos intercalado, o puede ser que con asesorar a los padres sea suficiente.

La estrategia terapéutica depende de la problemática, las características de personalidad del joven y la situación familiar, entre otras variables. Puede ser necesaria una terapia individual, relacional con los padres, familiar y/o psicoterapia grupal para adolescentes.

 

• Si los padres se sienten muy desorientados, confundidos o angustiados.

• Problemas y conflictos en la relación con alguno de los padres o ambos.

• Si las relaciones al interior de la familia están siendo muy complicadas, cargadas de agresión o existen problemas de comunicación.

• Si el proceso de separación de los padres está siendo muy complejo y difícil de manejar.

• Si la separación está perturbando a los hijos en distintas áreas, o si se quiere saber de qué manera les ha afectado.

• Cuando el estado de ánimo del adolescente está influyendo negativamente el funcionamiento en el ámbito escolar, familiar o social.

• Si se observan en el joven frecuentes arranques de ira y/o malhumor, bruscos y persistentes cambios en el estado de ánimo. Baja autoestima, auto reproches, conductas autodestructivas.

• Desafío persistente a la autoridad, tanto a los padres y adultos como a los profesores.

 

• Depresión.

• Ideación suicida, o intentos de suicidio.

• Duelos no resueltos.

• Separación de los padres.

• Angustia, Crisis de pánico, Crisis de angustia.

• Bulling.

• Fobia Social, Timidez, Inhibición.

• Problemas Conductuales.

• Impulsividad.Tendencia Autodestructiva.

• Déficit Atencional.

• Desorientación Vocacional.

• Problemas en las relaciones interpersonales.

• Conflictiva y dudas en relación a la Identidad Sexual.

• Enfermedades Psicosomáticas: cefaleas, intensas gastritis, colon irritable.